Necesitamos reformas legales que aligeren la carga administrativa que soporta la empresa

22 mayo, 2021 0 Por JLH

El pasado mes de febrero, el presidente Pedro Sánchez presentó la “Estrategia España Nación Emprendedora” con 50 medidas de apoyo al talento y al emprendimiento innovador, con el pleno convencimiento de servir de ayuda para la recuperación económica y social de España. En su opinión, estas medidas modernizarán el sistema productivo y favorecerán la creación de empleo de calidad.

Tenemos varios hubs de los más importantes de Europa como Madrid y Barcelona, una tendencia al alza de la inversión, un gran número de operaciones, pero ¿qué necesitamos para despegar?

El primer paso no es otro que la aprobación de la archiconocida como Ley de Startups, la cual se encuentra en fase de anteproyecto, y que pretende dar solución a la dispersión normativa legal que existe en nuestro país en materia de emprendimiento. Se trata de una ley que, en palabras de Sánchez, “facilitará la tramitación administrativa, ayudará a retener y atraer el talento necesario, impulsará el acercamiento entre la formación profesional, la universidad y las empresas emergentes, e incluirá ventajas fiscales e incentivos de inversión”.

No hay que obviar que, hoy en día, la creación/constitución de una sociedad en España conlleva un coste económico y en tiempo innecesario. Se requieren gestiones ante notaría, registro mercantil, registro mercantil central, bancos, etc. que suelen tardar no menos de tres semanas. La realidad es que en otros países se puede llegar a constituir una empresa por medios telemáticos en 24 horas. Por ejemplo, en Georgia el trámite lleva unas horas.

Recientemente, el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, ha lanzado una consulta pública sobre medidas para favorecer la creación de empresas y su crecimiento. A través de ella se piensa recabar opiniones que sirvan para dictar una norma que elimine las trabas administrativas existentes, con dos objetivos claros: el impulso de la creación de empresas y el fomento de su crecimiento.

Se están barajando soluciones del siguiente estilo:

  • Eliminar el requisito de capital mínimo de 3.000 euros para la constitución de una newco, permitiendo su constitución con 1 euro de capital.
  • Posibilidad de constituir una newco de manera totalmente digital en el plazo máximo de 10 días para ciudadanos de la Unión Europea.
  • Posibilidad de que los startups puedan presentar a lo largo de su vida toda la información/documentación ante el registro u otros organismos de forma telemática.
  • Introducir reformas orientadas a la mejora de la regulación en el ámbito económico y de la seguridad jurídica a las empresas, evitando cargas administrativas innecesarias. Por ejemplo, la sustitución de autorización o sistemas de control ex ante, por un régimen de notificación y/o declaraciones responsables.

No dejemos que las iniciativas empresariales innovadoras que existen en nuestro país y que son muchas, se ejecuten en otros países donde tengan políticas más flexibles y favorables en cuanto a la creación de startups y atracción de talento e inversiones.

En FFAT, en el apartado TO THE EXCELLENCE encontrará un interesante cuestionario de 23 preguntas sobre “lo jurídico”, que le ayudará a reflexionar sobre este importante tema.

Feliz semana a tod@s.